The Flower Kings: de la nostalgia al futuro

Roine Stolt y sus amigos visitaron lo más destacado de su discografía

Ciclo Santiago Fusión. Lunes 19 de noviembre de 2018, Teatro Nescafé de las Artes

Antes de que comenzara el bis del concierto, el público de las primeras filas pedía temas de las distintas épocas de The Flower Kings. Hubo uno que provocó una sonrisa en Roine Stolt –y en Hasse Fröberg– al mismo tiempo que decía: “parece que tienen tiempo ustedes”. Y sí, para el público que copó buena parte de las butacas del Teatro Nescafé de las Artes, el tiempo no era un problema: iban a disfrutar de uno de los grandes músicos del rock progresivo actual, creador de piezas épicas, a la vieja usanza del estilo. 

El tiempo fue, sin duda un elemento constante en el segundo concierto que Roine Stolt da en Chile con The Flower Kings. Antes de que él junto a su banda -formada por el mencionado Hasse Fröberg, Jonas Reingold (sus más antiguos colaboradores), Mirkko de Maio (baterista italiano de gran performance) y Zach Kamins (joven tecladista estadounidense que reemplazó de gran forma a Tomas Bodin)- dieran inicio a ‘There Is More to This World’ (“Retropolis”, 1996), Stolt recordó su primera visita en Chile. “Creo que fue en este mismo escenario”, dijo.

Tal y como nos contó en exclusiva, Roine Stolt y su banda se dedicaron a congelar el tiempo para entregar los clásicos de The Flower Kings. Desde el tema que dio inicio a todo (‘The Flower King’, del disco del mismo nombre del año 1994) hasta ‘What if God Is Alone’ (“Paradox Hotel”, 2006), la presentación del conjunto multinacional liderado por el guitarrista pareció congelar todo.

mediofin.jpg

Una puesta en escena sobria pero con un buen juego de luces bastó para crear el ambiente necesario de la velada. Lo demás, fue todo gracias a Stolt y los suyos. Ya sea con las tremendas armonías vocales –herencia de Yes– en temas como las mencionadas ‘The Truth Will Set You Free’ o ‘Last Minute on Earth’, o las complejas secciones intermedias en prácticamente las nueve composiciones que formaron el setlist de Roine Stolt y compañía, los cinco músicos expusieron todo su virtuosismo, una de las características principales del estilo, pero que en esta ocasión, se pone al servicio de la música.

Aunque todas las canciones fueron más que bien recibidas por el público, el momento más alto del recital llegó con ‘Stardust We Are’. Y es que en muchos sentidos, ese tema perteneciente al disco del mismo nombre del año 1997 representa el ideario artístico que ha creado Roine Stolt en estos 24 años desde que apareciera The Flower Kings: desde las ricas armonías vocales, el rescate de un sonido de banda mucho más cercano a Genesis, influencias de la fusión y de Frank Zappa y todo ello, puesto en complejas composiciones que vinieron a refrescar el panorama del rock progresivo en Europa.

Lo de Roine Stolt este lunes 19 de noviembre fue mucho más que una muestra de virtuosismo desmedido, como muchos catalogan a este estilo. Se trató de una cita con el pasado, una mirada al presente y, quizás, un pequeño adelanto del futuro del sueco, quien por estos días está ad-portas de lanzar un nuevo disco como solista, “Manifesto of an Alchemist”. Con este paso por Chile, Stolt se reafirmó como uno de los músicos indispensables para cualquiera que guste del rock progresivo, cualquiera sea la época en la que se concentre.

Felipe Kraljevich M.
Fotos: Peter Haupt H.

Galería Asociada

Contenido Relacionado