Se encuentra usted aquí

White Blood Cells

White Blood Cells

White Blood Cells

Miércoles 22 Junio, 2011

2001. Sum Records

Con cinco años de carrera intensiva, los White Stripes vuelven con un disco de su misma medicina. Formados por el dúo de Jack y Meg White, desde sus comienzos establecieron que su rock de garage, crudo y sin aditivos podía explorar melodías sacadas del folk, del blues e incluso del jazz, para ser desarrolladas con la fuerza y el sonido limpio directo del amplificador.

"White Blood Cells", su tercer disco, es la confirmación de sus principios, un álbum cargado de melodías simples, atmósferas setenteras de garage y letras bastante intrigantes, una fórmula un poco alejada de las grandes masas y muy honesta en su forma de sentir su arte. Para definir un poco tu camino antes de que pases por una tienda para llevártelo, tienes que saber que hay mucho de actitud punk y melodías a la Beatles apuradas (y también de Rolling Stones), que van describiéndose con la sola fuerza de la voz, la guitarra y la batería, en un sonido que puede parecer sucio, pero que se adhiere a tus oídos después de la primera pasada.

También el dúo explora en sus raíces nativas y el folk de fines de los '60 aparece como la máxima expresión. Me recuerda cosas de Country Joe MacDonald y esa esencia hippie de Woodstock y flores. Esta esencia está perfectamente retratada en 'Hotel Yorba', mientras que la rabia punk aparece en canciones como 'Fell In Love With A Girl', 'Expecting' y la extrañísima 'Little Room'.

Lo del sonido setentero, ya sea rabioso o más depresivo, se encuentra en temas como 'Now Mary' (definitivamente Beatles), 'I'm Finding It Harder To Be A Gentlemen' y 'Dead Leaves And The Dirty Ground', algunas muestras de un total de 18 cortes desquiciantes que van envolviéndote cada vez más, aunque no apliques al estilo.

Keko Peralta C.

Tags: 

COMENTARIOS

Contenido Relacionado