Se encuentra usted aquí

Jason Becker: Not Dead Yet

Jason Becker: Not Dead Yet

Jason Becker: Not Dead Yet

Martes 06 Agosto, 2013

2012. KINO LORBER

Debido a que fue editado por un pequeño sello independiente que funciona básicamente vía internet, no es fácil conseguir este maravilloso documental que fue editado el 18 de diciembre de 2012. Pero el tiempo y la distancia no es excusa válida, cuando se trata de presenciar un registro realizado con un cariño y respeto inmensos por la figura y legado del gran guitarrista norteamericano Jason Becker, película que sin ningún tipo morbo, sólo viene a poner un poquito de justicia a la vida de este malogrado y desafortunado genio de las seis cuerdas.

Ganador en un sinnúmero de festivales de cine independiente, la película “Jason Becker: Not Dead Yeat”, como su título lo indica, quiere recordarle al mundo que el gran y visionario Jason Becker aún no está muerto, a pesar de ser diagnosticado con la enfermedad de Lou Gehrig (esclerosis lateral amiotrófica), a los 19 años y con un pronóstico de sobrevida de 3 a 5 años, enfermedad que ha padecido durante un cuarto de siglo y hoy con 44, Becker sigue vivo, a pesar que la única zona de su cuerpo que posee movilidad son sus ojos, gracias al amor incondicional de sus padres, hermanos y amigos, quienes ha dedicado su existencia a cuidarlo.

La película comienza con la feliz niñez de Jason y como un regalo de cumpleaños cambia su vida: una guitarra. El muchacho logra un vínculo tan profundo con el instrumento que dedica todo su tiempo libre a practicar, ejercitar y tomar clases de guitarra, hasta que ve una columna de Mike Varney en la revista Guitar Player, quien buscaba a los mejores guitarristas no conocidos de Estados Unidos, y decide enviarle un cassette con su material. El oído experto de Varney no dudó en reconocer el talento en ciernes de este chico de 16 años y un par de meses después Jason recibe una carta donde Varney le ofrecía un contrato discográfico con su sello Shrapnel Records. Paralelamente, Varney también había descubierto a otro muchacho, un poco mayor que Jason, de nombre Marty Friedman y decide juntarlos a ambos en una banda de nombre Cacophony. De ahí para adelante todo fue meteórico, los dos discos de Cacophony, “Speed Metal Symphony” (1987) y “Go Off!” (1988), pusieron a estos guitarristas en boca de todos, luego vinieron grandes tours por USA y Japón y luego sus respectivos discos solistas “Dragon Kiss” de Friedman y “Perpetual Burn” de Becker, hasta que finalmente ambos alcanzarían la fama mundial con Friedman ingresando a Megadeth y Becker reemplazando nada menos que a Steve Vai en la banda de David Lee Roth. Fue en las sesiones de grabación del disco de Roth “A Little Ain’t Enough” (1991), cuando Jason comenzó con dolores y calambres en una pierna y luego de algunos meses y muchos exámenes el diagnóstico fue devastador: esclerosis lateral amiotrófica, cuyo avance fue tan rápido que en cosa de meses Becker tuvo que empezar a desplazarse en una silla de ruedas para luego finalmente quedar con todo su cuerpo completamente paralizado, salvo sus ojos.

El film es una historia de vida y sobrevivencia, del cariño irrestricto de su familia y cómo a pesar de su condición, no pasa un solo día en que Jason no piense en música y mediante un complejo software computacional, él le va dando indicaciones de notas musicales a su padre (mediante señas con los ojos), que luego las toca en guitarra, para ir armando trozos de canciones, en una metodología absolutamente increíble. Sin duda la película tiene muchos fragmentos inolvidables, filmaciones caseras de los padres de Jason, donde se le ve ensayando en su casa junto a Friedman y tocando unas cosas increíbles en guitarra, su viajes a Japón (donde era todo una celebridad), pero quizás lo más emocionante sean los testimonios de otros genios de la guitarra hablando sobre Jason y sus cualidades musicales y sobre todo como ser humano. Quizás lo más impactante es cuando un amigo de la infancia de Jason decide organizar un concierto benéfico para juntar fondos para costear su enfermedad (su madre es secretaria y su padre vende cuadros y pinturas en una feria de arte callejero), y convoca a tipos de la talla de Friedman, Greg Howe, Michael Lee Firkins, Steve Lukather, Richie Kotzen, Mike Varney, Vinnie Moore y Joe Satriani, quien nunca había conocido en persona a Jason y era fan de sus discos, y está muy nervioso y emocionado antes de tocar (como un fan más), porque finalmente va a conocer al gran Jason Becker en persona. Sin duda, la principal cualidad de este film, es que toca el corazón de una forma profunda, honesta y solidaria, pues todo lo recaudado por la venta del DVD, va en directo beneficio de poder costear la enfermedad de Jason, por lo que además de ser un gran documental, tiene un fin completamente altruista y un gran trasfondo humano, pues la filmación de la película fue financiada por aportes monetarios de los propios fans, que luego aparecen en los créditos. Un maravilloso documental que no tiene un segundo de desperdicio, y que emocionará hasta las lágrimas a todos quienes alguna vez se sintieron tocados y bendecidos por el talento musical de este verdadero genio maestro. Y para los que no lo hayan escuchado, nunca es tarde para descubrir e iniciarse en el fantástico legado de Jason, donde el arte supera cualquier adversidad cuando emana del alma y del corazón. Imperdible.

Cristián Pavez

 

 

Tags: 

COMENTARIOS

Contenido Relacionado

Tipo Banda Título Hace...
Novedades Jason Becker Jason Becker pide ayuda a sus fans para grabar un nuevo álbum 11 meses 3 semanas
Novedades Documental de JASON BECKER en In-Edit 4 años 9 meses
Novedades Concurso: Gana entradas para IN-EDIT NESCAFÉ 4 años 9 meses
Discos Varios Artistas Warmth In The Wilderness Vol II - A Tribute To Jason Becker 6 años 2 meses
Bioxs CACOPHONY 6 años 3 meses