Se encuentra usted aquí

Diet For A New America

Diet For A New America

Diet For A New America

Miércoles 13 Abril, 2011
2000. BMG/Beyond

Cuando hablamos de Nikki Sixx, lo primero que se nos viene a la cabeza es Mötley Crüe, aquella banda llena de excesos que en los años ochenta tuvo su momento de gloria gracias a un buen Rock'n Roll y por qué no decirlo, por su desenfrenado y glamoroso estilo de vida Hollywoodense. Pero aunque Motley sigue vigente como banda, su principal compositor y líder, el ya mencionado Sixx, se ha dado el lujo de sacar su primer disco solista con su banda 58. "Diet For A New America" es el título de este sorprendente disco, que tal vez deje indiferente a un fanático de Motley, pero no a un amante de la buena música, ya que la conjunción de estilos que Sixx y compañía logran es bastante buena. Se nota que músicos consagrados como Sixx no se rodean de cualquier persona, sino más bien de músicos talentosos como David Darling quién se ganó una reputación trabajando con Meredith Brooks a fines de los noventa y con quién Sixx coescribió el álbum. Otra sorpresa mayúscula en la formación de la banda es el vocalista-guitarrista, Steve Gibb hijo de Barry Gibb, integrante de los recordados Bee Gees y que junto al baterísta Bucket Baker componen 58.

Con esta formación Sixx logra un disco dinámico, el cual se pasea por diversos estilos, como dice en la misma portada, los que van desde el Glam, el Hip-Hop, el Rock,el Pop hasta el Funky, todo esto apoyado en una sólida base electrónica, que no deja de sorprender por lo bien trabajada, por el ya conocido Scott Humphrey, quien estuvo junto a Mötley en el electrónico disco "Generation Swine".

Entrando de lleno en el elepé, nos encontramos con varias sorpresas, partiendo con 'Don't laugh (you might be next)', canción que abre el disco demostrando una base simple, acompañada de mucha electrónica. Luego 'Stormy', canción muy bien lograda, la cual nos recuerda a los preciados Beatles. 'All my Heroes are Dead' es un tema que nos lleva a un viaje muy emotivo con un elegante toque psicodélico, y por último, 'Alone Again (Naturally)', aquella antigua canción sumamente reconocida por el inconsciente colectivo, escrita por Gilbert O'Sullivan y con la que 58 demuestra que es un gran proyecto para oídos que gustan de música simple pero bien tratada.

César Gamboa

Tags: 

COMENTARIOS

Contenido Relacionado