Lee Ranaldo: "Las guitarras tienen posibilidades ilimitadas aún"

Autopista hacia el sonido
Lee Ranaldo 1

Desde sus inicios, Lee ha estado ligado a la experimentación sónica. Aprendiz del recientemente fallecido Glenn Branca, y miembro fundador de los influyentes Sonic Youth, Lee está lejos de creer en la muerte de las seis cuerdas. Habiendo recorrido Sudamérica con su guitarra bajo el brazo para presentar “Electric Trim”, su más reciente trabajo, hoy se apronta a regresar a estos territorios junto a su Trim Trio.

- Has escrito varios libros de viaje en el transcurso de tu carrera, ¿son este tipo de experiencias algo que influye en tu música?
- Sí, creo que el hecho de viajar no puede sino influirte. Si eres un artista, y viajas, ver todos estos diferentes lugares y las maneras en que la gente vive y su cultura, todo ello influye en cómo te comportas y en lo que haces. Gran parte de lo que hago es viajar, y pongo mis experiencias en mi arte.

- En tu más reciente disco, “Electric Trim”, hay canciones inspiradas en tus viajes por Marruecos, con una propuesta bien cinemática. ¿Cómo te enfrentas a trasladar esas experiencias a la música?
- Es difícil decirlo. A veces es algo tan simple como un sonido, una imagen visual, o algo que pasa en el contenido lírico. Está en todas partes, cuando estás traspasando de un medio a otro. Puede tomar diferentes formas, dependiendo de la canción o de la pieza musical. En particular, la canción ‘Moroccan Mountains’ nació porque yo estaba mirando una alfombra que me traje de allá, en los años noventa, y que tiene una montaña. Me encontraba tocando un par de acordes, que parecían encajar con la imagen que tenía frente a mí, de estas montañas, y eso inspiro la canción.

- ¿Estás escribiendo nuevo material ahora, a raíz de tus recientes giras?
- Sí, he estado escribiendo harto material. De hecho, en las próximas dos o tres semanas comenzaré a trabajar de lleno en la música para mi próximo disco. Es algo que siempre va evolucionando. He estado trabajando con hartos instrumentos acústicos en este último tiempo, y voy a intentar trabajar con los mismos colaboradores del trabajo anterior, de “Electric Trim”: Raúl Fernández, de Barcelona, y Jonathan Lethem, que me ayudó con las letras. Me gustaría planear otra colaboración con ellos y ver qué es lo que sale. Creo que será bien distinto, pero con los mismos colaboradores.

- Desde un principio comenzaste explorando nuevas posibilidades, junto a Glenn Branca. ¿Qué piensas del quiebre de Gibson, y cuál es tu visión de la música con guitarras?
- Siempre he estado involucrado con las guitarras, y siento que tienen posibilidades ilimitadas aún. Hay gente que se pregunta por el fin de las guitarras debido a lo de Gibson, pero creo que es una visión equívoca. Yo tengo varias Gibson vintage, y no creo que lo que les sucedió haya tenido que ver con la música hecha con guitarras, las guitarras en sí, o el potencial de la música de guitarras en el futuro. Es solo una señal de que la compañía fue mal manejada –ha cambiado de dueño varias veces- y por gente que no sabía lo que tenían o hacían. En términos de música popular, la guitarra puede estar siendo dejada de lado, ya que lo popular ahora es el hip hop y el R&B, donde se usan máquinas de ritmos y computadores. Es otro lenguaje, y está construido de otra forma, casi completamente en un computador. Creo que las guitarras ahora están en la retaguardia, al menos en términos de grandes actos populares, pero yo veo música con guitarras hecha por todo mi alrededor, y veo a mucha gente que diseña y construye guitarras. Creo que nunca ha habido tanta gente haciendo eso. Simplemente ocurre que la música popular que escuchas en la radio no es así. El rock and roll es una forma antigua, que está siendo reemplazada por otras, pero la guitarra es un instrumento que ha sobrevivido por cientos de años y es algo hermoso, portátil, casi orquestal, que puedes poner bajo tu brazo y llevar contigo donde quiera que vayas, y puedes acompañarte con ella como cantante. No veo que se vayan a desvanecer pronto.

- ¿Qué piensas de la idea de que el rock and roll tiene más que ver con revolución?
- El rock and roll nació como algo revolucionario, pero no ha sido así por mucho tiempo. Más que nada, es algo nostálgico. Muchas bandas que tú ves ahora, están tocando versiones de cosas que ya tienen 20 o 30 años, imitaciones del punk o del rockabilly, y de cosas psicodélicas de los 70s. El rock and roll fue revolucionario en sus primeros años, pero el hip hop y el R&B son muy revolucionarios ahora, en términos de lo que hacen técnicamente y en términos de una revolución en la cultura, de llevar la música negra y las interpretaciones afroamericanas al frente, en una forma que aún está en proceso. Es algo revolucionario que la música popular de hoy esté hecha por artistas como Jay Z, Kendrick o Kanye, etc. Mucha de esa música es muy experimental, en cuanto a técnicas de estudio y a romper las fronteras del sonido. Suena increíble.

- Sin embargo, con la guitarra se establece una suerte de diálogo a nivel físico, en tiempo real, táctil. ¿Cómo ves la importancia de mantenerla viva?
- Es por eso que yo sigo tocando guitarra, porque respondo a eso, a lo táctil, a esa dinámica con un instrumento físico. Eso te entrega muchas recompensas, y es algo que no puede ser reemplazado por un computador o por un medio digital, pero ese es solo un punto de vista. Es algo que tiene que ver con ser un instrumentista en vez de un operador de computador, y decir eso no es algo negativo, es simplemente una observación. No creo que la guitarra tenga de qué preocuparse. Si se queda en el asiento trasero por ahora, volverá en una década, o cuándo sea. Es divertido, porque cuando Sonic Youth recién empezó, en los años ochenta, y nos fuimos de Nueva York rumbo a Inglaterra, era precisamente un período donde muchas bandas usaban sintetizadores. En cierta forma, nos hacían las mismas preguntas: “¡Hey, ustedes están usando guitarras! ¡Qué cosa más anticuada! ¿Cuál puede ser el futuro para una guitarra?” Pero era una fase momentánea. Yo no sé qué pasara en el futuro -y ciertamente puedo imaginarme un tiempo en que no usemos computadores para hacer todo lo que hacemos en nuestra vida- pero las guitarras no se van a ir a ningún lado. Tal vez salgan de los charts, o de las portadas de las revistas, pero son un instrumento icónico que nunca se irá.

Nuno Veloso

Encuentra este contenido en nuestra revista.

Lee Ranaldo se presentará en Chile el sábado 25 de agosto en Club Subterráneo. Entradas a la venta en Eventrid y sin cargo en The Knife y Rockmusic.

Contenido Relacionado