Memories

gen memories

2018. Independiente

El novelista ruso Iván Turguénev describió al nihilista como “la persona que no se inclina ante ninguna autoridad y no acepta ningún principio como artículo de fe”. Si llevamos este concepto a la música, podríamos establecer que no estar atado a los dogmas de un estilo en particular puede abrir un sin fin de opciones en favor del crecimiento artístico y esto se relaciona estrechamente con la manera en que G.E.N (Genuinos Extractos Nihilistas) encaró el proceso compositivo de su segundo LP, el cual viene a continuar una carrera que comenzó el 2011 y que hoy emprende un nuevo e interesante rumbo sonoro.   

Si bien el anterior “No Ink For A Self Portrait” (2014) y el actual “Memories” (2018) mantienen la intensidad instrumental a tope, existen diferencias notorias que aparecen desde el primer momento en que ‘Reflections’ da la partida a estos 36 minutos de intenso viaje atmosférico y melancólico. El primer largo de los santiaguinos estaba inclinado hacia el metal, con pasajes cavernosos que ubicaban a G.E.N en el ala doom y death metal del espectro gracias al trabajo del otrora vocalista Andrés Munster, sin embargo, hoy la brújula apunta hacia otras latitudes. Los guturales desaparecen completamente para dar paso a la profundidad vocal del nuevo frontman Francisco Lobos, quién hace un gran uso de los tonos graves, pero también muestra su lado más conciliador en los matices finos de la energética ‘Faithless’, la cambiante ‘Lost’ y la profunda ‘Overcome’ para retratar temas como la muerte, la pérdida o la metafísica en canciones que pasan fácilmente de lo cristalino a lo incandescente.           

En el aspecto instrumental, G.E.N decide transitar por los terrenos del post rock, inspirándose en bandas como God Is An Astronaut para darle preponderancia a baterías y bajos de texturas gruesas, además de guitarras volátiles tanto en los riffs pesados como en los arpegios limpios. La contundencia de composiciones como ‘Memories’, ‘Absence’ y ‘Cloudsailor’ hablan de un grupo que apostó por estructuras que entran directamente al oído y son fáciles de digerir, desarrollando una narrativa articulada con una nueva perspectiva de la mano del reconocido Pancho Arenas (Austral, Crisálida y Recrucide entre otros) en la producción y Javier Bassino en mastering y mezcla a fin de entregar un registro que se la juega por trascender cualquier barrera estilística y no quedarse estancado solo en el doom, sino que se extiende hacia el shoegaze y el post-rock siempre con el tinte gótico por delante.

En esta pasada, G.E.N tuvo la astucia de crear una colección de canciones dramáticas con mucha musculatura que representa a la perfección la evolución y los cambios que han experimentado en estos años. Si queremos entender el nihilismo como una corriente filosófica que vela por guiar nuestras acciones sin que estas giren alrededor de preceptos inexistentes ni figuras preconcebidas, “Memories” logra encapsular ese espíritu como una placa cohesionada que hace justicia a su identidad y se mantiene libre de cualquier doctrina musical.

Pablo Cerda

tags

Contenido Relacionado