Holy Hell

Holly Hell

Epitaph.2018

Lo de Architects es, a lo menos, loable. A dos años y meses de la muerte de su guitarrista y principal compositor Tom Searle, víctima de un cáncer de piel, el colectivo de Brighton ha logrado sacudir todas sus aprehensiones y parar un notable caso de resiliencia en “Holy Hell”. El octavo trabajo en estudio de estos tozudos embajadores del metalcore británico se alimenta por completo de este complejo proceso de recuperación al punto de ofrecer el cancionero más desgarrador en su historia.

Evidentemente, todo el repertorio está centrado en la asimilación y catarsis de este delicado proceso y Dan Searle (baterista) toma las riendas líricas en este nuevo camino trazado en honor a su hermano. Una fuerte prueba de ello ronda en el track titular del disco, una bestial carta de desahogo ampliada por un desatado Sam Carter (cantante) pidiendo explicaciones a gritos y a la espera de su destino; el mood en “Holy Hell” está vestido por la rabia y la contención recibida en las últimas dos temporadas. Dan aprendió a idealizar las distintas percepciones de la mortalidad gracias a la perspectiva socializada por Tom en “All Our Gods Have Abandoned Us” (2016), un álbum con muchas anotaciones claves para codificar la tragedia desde una mirada más despejada.

Profundizando este enfoque, en ‘Damnation’, Sam complementa las reflexiones escritas por Tom Searle en su anterior esfuerzo en estudio: “If hope is a prison, then maybe fate will set me free” ("Si la esperanza es una prisión, tal vez el destino me libere"), una línea que ejemplifica en gran parte el aura tras “Holly Hell”. Musicalmente y con la estupenda adición de Josh Middleton (Sylosis) en la guitarra, Architects logra fundir su desprecio al presente a través machetazos de riffs, quiebres y ciertas oscuras texturas provenientes del doom y ‘Death Is Not A Defeat’ se muestra como otra potente declaración de intenciones.

Contra viento y marea, en plena caricaturización del metalcore y los exponentes que han resistido distintas oleadas, Architects ve en “Holy Hell” la mejor forma de clamar a los cuatro vientos su amor por su historia y, sobre todas las cosas, el legado de Tom Searle. Una extrema guía de sobrevivencia para acudir cuando sea necesario.

Francisco Reinoso

tags

Contenido Relacionado